Las 5 claves del doblete del Real Madrid




Analizamos el doblete del Real Madrid, las claves que le ha hecho llegar en tan buen estado de forma a la recta final de la temporada.

Si la semana pasada repasábamos las claves de la final en: Todo lo que necesitas saber de la final de Champions League tiene lógica que hoy hablemos de la temporada del campeón, el Real Madrid.

Supongo que si a finales de agosto le comentas a la afición merengue que en junio acabaría levantando la Liga y la Champions League, se darían con un canto en los dientes. Es de todos sabido que el mundialito de clubs te parte la preparación física y suele hacerte naufragar a final de temporada, pero no ha sido el caso de los de Zidane, que han conseguido repetir Champions y el ansiado doblete. En el post de hoy, analizaré las que para mí han sido las claves de este doblete blanco.

1.- El talante de Zizou:

Para mí una de las claves más importantes porqué toca muchos palos. Zidane es uno de los mejores jugadores de toda la historia, se ha visto en casi todas las situaciones que un jugador haya podido ver y eso se nota. Se nota por intentar dar a sus jugadores lo que quieren para estar receptivos, se nota porqué Florentino cuenta con su voz a la hora de plantear la plantilla, se nota porqué sabe que debe contar con un equipo técnico para trabajar los diferentes aspectos de manera correcta, se nota porqué sus jugadores lo escuchan, se nota en las ruedas de prensa y se nota por muchas otras de las que podría estar hablando durante parágrafos y parágrafos.

zidane manteo

2.- Plantilla profunda y compensada:

Pese a que las temporadas terminan en junio, la temporada se puede hacer muy larga si no se tiene una plantilla profunda y compensada. Todo lo contrario de lo que le ha pasado al Real Madrid esta temporada ya que contaba con dos jugadores de garantías en cada posición. Solo viendo el mal llamado equipo “B” uno se puede hacer a la idea del potencial de esta plantilla: K. Casilla – Pepe – Nacho – Danilo – Coentrao – Kovacic – Isco – James – Asensio – Morata – L.Vazquez.

Esto ayuda a las rotaciones, puedes cambiar piezas del engranaje que la máquina sigue rodando. De esta manera puedes dar descanso a jugadores clave, no solo por cansancio, también por tarjetas, convocatorias de las selecciones o lesiones inoportunas. Por ejemplo, el último mes de mayo el Madrid ha tenido problemas con las lesiones en defensa, abriendo así la puerta a diferentes jugadores que han respondido a la perfección, en concreto Nacho, que ha realizado una temporada buenísima.

1496598560_371865_1496648497_noticia_fotograma

3.- Físico / Constancia:

Desde el principio de temporada se ha visto a un Madrid que no daba ningún partido por perdido: empezando por el Sporting de Lisboa en el Bernabéu en Champions y acabando en Gijón durante las últimas jornadas de Liga. Y cuando no pasa solo una vez, sino que empieza a ser una constante, la suerte se vuelve rutina y quien te hace posible llegar a esa constancia hasta los minutos finales es la preparación física. Estas dos causas son las que han podido hacer que el Madrid ganase el ansiado doblete, estando preparado para la “suerte”.

4.- La “flor”:

Pese a lo comentado en el parágrafo anterior, el Madrid ha necesitado suerte para poder conseguir el doblete, por supuesto. Pero es normal, la clave está en forzar la situación con constancia y físico para que pueda aparecer la suerte, me explico. Si el Madrid el día del Sporting de Lisboa y con 0 a 1 en el marcador decide dejarse llevar, estoy completamente seguro que no lo remonta. Una vez se ponen manos a la obra y reman para llegar a la situación, la pelotita entra y decanta la balanza. Y para que quede claro, un ejemplo con el equipo rival: es suerte el “Iniestazo” en Stamford Bridge? Obvio que sí, don Andrés ha chutado cientos de veces en situaciones parecidas y no la ha metido ahí. Pero es solo suerte? Obvio que no, el Barça estaba volcado y la pelota decidió entrar en la de Andrés, pero podría haber entrado en cualquier otra o no haber entrado e irse para casa.

siiiu

5.- CR7 el renacido:

Este año se ha podido ver a un Cristiano diferente al de años anteriores. Ha sabido entender que no se pueden jugar todos los partidos si se quiere llegar a tope al final de temporada. Ese cambio de mentalidad le ha hecho llegar a tope a la parte decisiva de la temporada y le ha hecho llegar a los números que ha llegado: 10 goles en los últimos 5 partidos de Champions (cuartos, semis y final), consiguiendo así su 5º pichichi consecutivo en Champions. Además ha conseguido mejorar sus números y acabar este “mal año goleador” con un promedio de 0,91 goles por partido, nada mal para una mal año.

No me gusta entrar en comparaciones, aunque si alguien quiere entrar estaré abierto a hablarlo sin ningún problema, por ello no lo haré. Ni de Messi con Cristiano ni del Madrid con el Barça, creo que cada uno debería centrarse en los triunfos propios y dejar de mirar al vecino. Picarse con tu rival para intentar superarse cada día, perfecto, desprestigiar los triunfos ajenos e idolatrar los propios, solo sirve como falsa auto-justificación. Así que intenta salirte de la línea de los diferentes diarios deportivos, que solo buscan la confrontación irracional, e intenta disfrutar de los triunfos de tu equipo. En caso contrario te puede pasar como a muchos amigos míos culés este final de temporada, que lo ha pasado mal viendo las últimas jornadas de liga y de Champions, poniéndose varias camisetas rivales en un par de semanas.




Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*