Llega el Aquarius a Valencia, un asunto que deja en evidencia la fraternidad europea

Llega el Aquarius a Valencia , la derecha rancia sale de la cueva y se evidencia la falta de empatía de buena parte de la política europea, que se niegan a abrir los ojos ante esta triste realidad.

Llega el Aquarius a Valencia, un barco que junto con dos más salvaron a 630 personas que se jugaron la vida por llegar a Europa en patera. Tras la negativa de los puertos italianos a aceptar dichos barcos, el nuevo gobierno de Pedro Sánchez aceptó la iniciativa del Ayuntamiento de Valencia y la Comunidad Valenciana de ser aceptados en el puerto de Valencia, por lo que se prosiguió a coordinar los medios necesarios para poder atenderlos de la mejor manera posible.

Ante esta situación se abre el debate: ¿es esta la mejor opción? ¿Como se puede evitar que todas estas personas se tiren al mar? ¿se debe ignorar ya que aquí no se puede aceptar a tanta gente? ¿se deben fortalecer las medidas para evitar que más inmigrantes entren por fronteras europeas? Antes de dar mi opinión y reflexión al respecto, me gustaría traer al “Vídeo de la semana” un vídeo para conocer mejor la realidad de la que estamos hablando, más allá de las cuatro frases del cuñado de turno, del vecino de arriba o del tertuliano de bar.

Una cosa está clara, ignorar la realidad de sus países y limitarnos a acoger a todos los barcos de refugiados, nunca puede ser la solución. Pensad que para que alguien se suba a una patera a jugarse la vida y dejar su pasado atrás, tiene que encontrarse en una situación extrema. Nadie abandona su tierra y su gente para tirarse al mediterráneo, en una barca masificada de gente, sin saber nadar o sin saber si acabarán viendo tierra. Por eso, como siempre intento hacer, es importante la empatía, ponerse en su piel y pensar la situación extrema que se encuentran en sus países de origen y la información sesgada que les llega mediante mafias, que solo buscan enriquecerse mediante el tráfico de personas. No voy a entrar a valorar portadas como las del ABC, que hablan de efecto llamada o memeces del estilo.

Es por eso que el objetivo real, como ya comenté hace unas semanas el post: La nueva misión de Proactiva, Misión AFRICA, es construir una alternativa para ellos en origen mediante la información y la formación efectiva. Eso como objetivo real, pero para ello se deben hacer unos pasos previos no menos importantes.

Primero de todo con la realidad de las pateras. Nos guste o no, Europa tiene un problema con la cantidad de pateras que salen cada día hacía sus costas y no, la solución en estos casos no es esperar a que naufraguen. Tampoco es solo un problema para los países a donde llegan dichas barcas, España, Italia o Grecia, es un problema de Europa entera y solo afrontándolo así se podrá solucionar de manera efectiva.

Otro de los problemas son las complicidades que hemos tenido con según que países, solo para poder vender armas. Enriquecernos de la guerra, formando parte activa de ella y no querer responder luego a los problemas que ella misma genera, dice bastante del gran continente en el que se está convirtiendo Europa. Pese a que no comparto para nada el discurso antirrefugiados de la derecha en general y de la derecha italiana en concreto, les es muy fácil conseguir votos tras ver las actitudes del gobierno europeo. Es fácil conseguir gente que se quede con ese discurso, así como conseguir gente que cada vez crea menos en esta Europa. Como Unión Europea, o se actúa de manera conjunta y eficaz para solucionar dicho problema, sancionando a países que vendan armas, cubriendo la cuota de refugiados y hacerse responsables de ellos en vez de delegar a los países del sud o aumentarán los partidos políticos racistas y los euroescépticos, ambos por pensar que la UE crea más problemas de los que soluciona.

Pese a que considero que el salvamento se debe realizar sin ningún tipo de excusa, simplemente por humanidad, también creo que no se vale ir poniendo parches hasta que se vuelva a romper por otro lado. Un buen trabajo de análisis, de difusión para involucrar a la máxima población posible (personas, organizaciones, estados y partidos políticos) y de diagnósticos que sean efectivos a largo plazo, es la única solución para ello.

Y para todos aquellos que aún pensáis que ese problema no es nuestro, sino de unos negros a los que no podemos ayudar porqué aquí estamos muy mal, me gustaría haceros unas preguntas: ¿esa misma indignación la mostrasteis cuando salvamos a bancos? ¿A ricos con una amnistía fiscal? ¿a autopistas innecesarias y deficientes creadas porqué alguien se llevó unas mordidas? ¿Cuándo malvendimos vivienda pública a especuladores? ¿O cuando salvamos empresas como la Castor? Por favor, ¡más humanidad y menos complicidad con los poderosos!

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*