2018: Un año fantástico

2018 ha sido un especial, muy completo de sensaciones y momentos, siendo Perú la cabeza visible de este año de primeras veces. Sin duda, no ha sido un año más y hace coger con fuerzas este 2019 que arranca en breves.

2018 no iba a ser la excepción, por eso y como cada año, toca recordar el año que nos deja, esas experiencias que más me han marcado o que creo que toca destacar. Muchas veces dejamos estas experiencias sumergidas en nuestros recuerdos del día a día, la famosa rutina. Es por ello que me gusta tanto hacer este recordatorio y traer así los mejores momentos de este año 2018.

Tengo dudas de como ordenar estos momentos, si en orden cronológico o por orden de importancia, pero para que los protagonistas no se sientan atacados por estar en una situación u otra, lo dejaremos en orden cronológico y todos contentos. 😉

MI 30 ANIVERSARIO:

No soy de esas personas que le den muchas vueltas al paso del tiempo, pero si que es cierto que los 30, son una fecha marcada. No tenía pensado hacer nada muy grande, una cenita y poco más con las personas más cercanas, ya dejé caer que no me hacía mucha ilusión una fiesta sorpresa. Pero acercándose la fecha, se me vino una idea a la cabeza, la empecé a mover y la gente respondió. Así da gusto.

Creo que no hace falta recalcar que me gusta el fútbol, llevo 25 años practicándolo y no entiendo la vida sin estar pendiente de este mundo. Por ello, decidí hacer un triangular del más estilo Amigos de Ronaldo vs Amigos de Zidane. Por un lado, estaba toda mi familia, que aparte de ser familia, son una panda de futboleros (mi tía, mis primos, mis tíos y mi padre). Luego estaban mis amigos, aquellos que me he ido encontrando en la vida, ya fuese en el colegio, instituto, grado medio o el mismo fútbol. Y los que se apuntan a todo si hay un esférico rodando, mi equipo de fútbol.

Un día redondo, toda la mañana con un torneo de fútbol entre familia y amigos, un pica a pica para todos en el mismo campo y una gran barbacoa/calçotada en casa de mis padres con quien se quiso/pudo apuntar. Una gozada que me hizo apreciar aquello que tienes y que muchas veces ignoras.

30 aniversario - 2018: Un año fantástico

OTRO AMIGO SE CASA:

Cumpliendo 30, amigos que se casan,….Alfredito te haces grande ehhh 😉 La verdad que sí y gracias a ello puedo vivir experiencias que antes no podía ni pensar. En este caso fue un día feliz, ver a Hamza casarse, ese chaval más pequeño que yo que me recibió con los brazos abiertos en su club de toda la vida y con el que hice muy buenas migas.

Además, fue una experiencia nueva, nunca había estado en una boda musulmana y me lo pasé en grande. Es curioso como las tradiciones o lo que estamos acostumbrados a hacer, nos provoca sorpresa o curiosidad y me pasé toda la boda intentando entender los pasos que se seguían y porqué se hacían así.

No voy a entrar a detallar cada paso que realicé ese día y como fue mi experiencia paso a paso, solo diré que comí de lujo, algo tarde, pero de lujo. Volví más enamorado aún del té marroquí y su toque de menta, aluciné con sus pastas y sobre todo contento por ver a Hamza feliz y dando pasos importantes en su vida. ¡Felicidades!

boda hamza - 2018: Un año fantástico

PERÚ, MI MEJOR VIAJE EN 30 AÑOS:

Si algo te hace crecer no es la edad, son las experiencias que vives, los lugares que conoces y las personas que te cruzas por el camino. Por lo tanto, el viaje a Perú que hice este verano con mi hermana, ha sido el viaje que más mayor me ha hecho, sin ninguna duda. Tampoco voy a hacer un diario en este post, ya está hecho en el blog y os recomiendo que le echéis un vistazo: Perú en 3 semanas. Pero sí que me gustaría haceros un resumen de lo visitado y lo vivido.

Fue un viaje de contrastes, podías estar unos días en el Amazonas con un calor brutal, pero debiéndote tapar un poco para evitar que te piquen los mosquitos, visitas a una Lima nublada y fría, pasando por una costera Paracas, el oasis de Huacachina, la preciosa Arequipa y su Trek por el Valle del Colca, Titicaca que nos lo vendieron nevado y no fue para tanto, los dedos helados para las fotos en 7 colores, la lluvia en Ollantaytambo y el solazo de Machu Picchu.

Y no solo contrastes me llevo de este viaje, sobre todo personas y experiencias. Adriano y su ayudante en el Amazonas, que nos ayudaron a adéntranos en el día a día de la selva, nos abrieron su casa y nos contaron infinitas historias de la Amazonía. La señora de Lima que nos llamó blanquitos y altos, mientras insinuaba que los moquitos en la selva nos comerían. La borrachera en Paracas con el torneo de futbolín o la puesta de sol en el desierto de Huacachina.

Todo lo que supuso el Trek del Colca, el guía y la muchísima información que nos daba, el sacrificio de la caminata con mi hermana y el compañerismo a la hora de sufrir juntos o la preciosa Arequipa, con vistas al volcán Misty nevado desde la plaza de armas. La vida en las islas del Titicaca y nuestra mejor anfitriona: Máxima. Con una pista de futbol sala como punto de reunión o la vida en casa de la anfitriona. Y luego Cusco y alrededores, nuestra amiga argentina Andrea que nos avisó de la huelga para ir a Machu Picchu, nuestra subida a 7 colores y Valle Rojo con el miedo de si podríamos llegar bien o la majestuosidad de todo lo creado por el imperio Inca: el templo del Sol, Valle Sagrado y el increíble Machu Picchu.

VUELTA A ESPAÑA EN ANDORRA:

Para aquellos que lleváis un tiempo por aquí, ya sabéis que soy aficionado al ciclismo y que últimamente intento ir a las etapas que puedo o me quedan cerca. Y este verano hice lo propio con la Vuelta a España y su paso por Andorra, en la última etapa antes de rodar en Madrid y con una etapa reina que acababa en el Coll de la Gallina, sin duda, la mejor experiencia viendo ciclismo hasta la fecha.

Salimos prontito por la mañana, desayunamos nada más llegar, dejamos las maletas y empezamos a caminar por la parte del puerto por la que no subían. Casi llegando a coronar, nos encontramos a unos cuantos aficionados como nosotros que nos indicaban que no se llegaba a coronar y que se tenían que bajar 5 km más, por lo tanto, subirlos después. Decidimos seguir y valió la pena.

IMG 20180915 181947 - 2018: Un año fantástico

Llegamos a la línea de meta, que justo coincidía con un restaurante que disponía de una linda terraza. Esta terraza daba a una pantalla, para saber en todo momento como evolucionaba la etapa, al estar elevada se veían los últimos 300m y encontramos un buen sitio para los dos. Un etapón, que acabó con la llegada de “Superman” y Enric en solitario, con una bonita victoria del segundo al final. Podium, ver a Kenderman, el niño con maillot de campeón del mundo que subió antes por el mismo recorrido y se llevó la ovación, Viviani pidiéndome paso mientras bajábamos caminando por la carretera, saludar a Purito y Perico,…lo dicho, un fin de semana perfecto.

MOVEMBER DE UN IMBERBE:

Bueno, esto es más un proyecto futuro y un experimento, aunque también ha sido una experiencia para mí, os pongo en contexto.

Yo soy una persona imberbe, de esos que están dos días sin afeitarse y sigue sin notarse la diferencia. Ya en el viaje a Perú, quise estar todo el viaje sin afeitarme, para ver cómo era la evolución. La verdad que me hizo cierta gracia y no me sentía mal. Llegó noviembre y quise informarme del movimiento Movember, un movimiento que se basa en dejarse el bigote crecer durante todo el mes, para visualizar así las enfermedades masculinas como el cáncer de testículo.

IMG 20181204 162957 - 2018: Un año fantástico

La web ofrece una plataforma para llevar a cabo tus iniciativas para recaudar dinero a la causa. Yo, al ver que era noviembre y no tenía nada en mente, decidí empezar a hacerlo este año, para tener la evolución y preparar una buena campaña de apoyo a Movember el año siguiente.

VIAJE AL SUR DE FRANCIA:

Ya el año pasado hice un viaje con mi familia para ir a ver competir a mi hermana en el campeonato europeo de patinaje artístico. Fuimos en coche, paramos en Carcasona y me quedé con ganas de visitar más lugares del sur de Francia, ya que pasamos de camino, por lo que me apunté la localización.

De cara al puente de diciembre, con ganas de querer escaparnos a algún lado, pero sin tener nada claro, se me vino dicha localización a la cabeza y montamos un viaje por el sur de Francia. Teniendo un AirB&B en Castres como campamento base, fuimos haciendo saliditas a rincones preciosos: Castellnou, el mismo Carcasona, Cordes- Sur- Ciel, Albí, Toulouse o Najac.

IMG 20181228 120333 944 - 2018: Un año fantástico

 

Unos lugares impresionantes, verdes, llenos de murallas, castillos y, muchos chalecos amarillos. Justo coincidió con dichas protestas y la verdad que, quitando la circulación por algunas carreteras secundarias debido a cortes y la gratuidad de algunos peajes al estar dominados por ellos, ningún incidente a destacar.

El primer viaje de muchos con ella, si no contamos Andorra. Eso sí, pese a estar muy contento con este, no dudo que los mejores aún estar por vivir, por lo que estad preparados para que os los cuente aquí en Pello’s World.

Y hasta aquí este año 2018. Esperemos que el 2019 sea mejor que el 2018, eso trataremos. Siempre nos da la sensación de estar inmersos en la rutina, que nunca queremos hacer los viajes que queremos o que siempre hacemos lo mismo. Gracias a hacer estos ejercicios, recuerdas que siempre acabamos encontrando oasis dentro de esta rutina, es en esos oasis donde debemos centrarnos y disfrutarlos. Espero que haya sido un buen año 2018 para vosotros y os deseo lo mejor de mis deseos para el 2019 que entra. ¡Buen año!

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*